Salon de la Dama del Deporte Costarricense
. Inicio | Miembros | Deportes | Junta Directiva | Historia | Contáctenos
Juan Ulloa Ramírez (EL LOCO)

Miembro del Salón de la Fama del Deporte Costarricense
Juan Ulloa nació el 5 de febrero de 1935, en la ciudad de Alajuela, en el seno del hogar formado por Ángela Ramírez Trejos y Héctor Ulloa Alvarado.

Como todo niño de la época, creció jugando “mejengas” en los potreros rodeados de cafetales que bordeaban la ciudad, con bolas de trapo.

Fue precisamente en una de esas tantas “mejengas” de barrio, donde causó una gran impresión a los dirigentes de la Liga Deportiva Alajuelense, quienes no dudaron en enrolarlo en los mosquitos de esa asociación. Pero un inconveniente le haría retirarse en forma prematura: no se acostumbraba a jugar con los zapatos de fútbol, pues siempre lo había hecho descalzo, de modo que optó por continuar con sus partidos de canchas abiertas y partidos improvisados con sus amigos.

No es sino hasta 1948 que el conocido formador de valores alajuelense, don Arnoldo Rojas, lo incorpora al Carmen de Alajuela, en la categoría de tercera división.

Poco tiempo después, en 1954, la Liga lo llama de nuevo para realizarle una prueba, durante la cual logró anotar uno de los dos goles con que el equipo manudo derrotó al Asturias de Puntarenas. Luego de varias negociaciones, el traspaso de Juan Ulloa y Luis Alberto Álvarez, otro jugador carmelita, se concretiza el 9 de agosto de 1954, gracias al pago de 500 colones por la ficha de cada uno de los jugadores.

Desde el inicio, Juan Ulloa imprimiría su sello personal, que le va a distinguir a lo largo de toda su carrera deportiva: el gol.

En uno de sus primeros partidos, contra el equipo de Orión, la Liga vence por marcador de 5 a 0, el anotador de todos los goles fue su nuevo integrante: Juan Ulloa Ramírez.

En 1959 consigue el primer título de goleador al anotar 17 tantos en el Campeonato Nacional, el cual revalida un año después, en 1960, con 15 anotaciones; y con el Tricampeonato para la Liga Deportiva Alajuelense.

El 17 de setiembre de 1960, el representativo manudo emprendió una de sus más emocionantes aventuras, con el histórico recorrido por 12 países, la cual sería conocida como la Gira Alrededor del Mundo.

Durante este periplo, se jugaron un total de 24 partidos y se anotaron 71 goles, de ellos, Juan Ulloa fue el autor del 33% del total, o sea, 24 goles. Lo anterior quiere decir que hizo un promedio de un gol por encuentro, en el supuesto de que participara en todos los partidos jugados.

Dos años más tarde, en 1962, el jugador es valorado por el fútbol internacional, al punto que se incorpora al Real Betis de España, donde jugó por cuatro meses y anotó 8 goles. Luego se enroló con la Unión Deportiva Canarias, de Venezuela, anotando 6 goles, los que también hizo con el Aurora de Guatemala, y finalmente, juega una temporada con el León, de México.

De regreso al país, en 1966 se incorpora al Deportivo San Carlos, para jugar dos temporadas. Ese mismo año vuelve a coronarse goleador del campeonato, título que comparte con otra gloria del fútbol nacional y jugador de la Liga Deportiva Alajuelense: Errol Daniels Hibbert, con 30 goles cada uno.

Su paso por la Selección Nacional también está marcado de grandes triunfos y satisfacciones.

Se convirtió en un convocado permanente desde 1955, primera vez en que participó con la tricolor, con motivo del Campeonato Centroamericano y del Caribe, en Honduras.

En la novena edición de ese torneo, celebrado en La Habana, Cuba, en el año de 1960, junto a otro excelente artillero nacional, Alberto Armijo, se llevaron el honor de ser los máximos anotadores, con 4 goles cada uno, contribuyendo así a la obtención del título para nuestro país, en forma invicta. Repite el título de goleador en la versión número 10 del Campeonato Centroamericano y del Caribe, organizado en Costa Rica, con un total de 10 goles.

Juan Ulloa ostentó el record, hasta el año 2000, junto a Errol Daniels, de máximo goleador costarricense en una eliminatoria mundialista, con 7 tantos, el cual superó en agosto del 2000 el jugador Paulo Cesar Wanchope. Esta marca la consiguió en los procesos para Suecia 1958 y Chile 1962.

Cabe destacar que Ulloa todavía posee el récord de mejor promedio de goles en partidos de clase A con la Selección Nacional, pues anotó 27 tantos en 27 partidos.

Hay dos anécdotas muy significativas en la vida deportiva de Juan Ulloa, por los cuales guarda un especial cariño.

La primera de ellas es conocida como “El Gol del Chompipe” y se remonta a 1957.

Su equipo, la Liga Deportiva Alajuelense ofreció un chompipe de premio al jugador que lograra anotar un gol en el encuentro entre Alajuela y Saprissa que tendría lugar el 2 de junio de 1957.

En el minuto 29 Juan Ulloa consiguió batir el arco de otra gran figura del deporte costarricense: el portero Mario “Flaco” Pérez, logrando así adueñarse del particular premio y terminar con un extenso invito que Pérez tenía desde las dos primeras vueltas del Campeonato. El encuentro lo ganó la Liga con marcador de 2-0. El otro gol lo anotó “Cuca” Herrera.

La segunda anécdota tuvo lugar el 15 de agosto de1961, cuando participó como refuerzo del Deportivo Saprissa, para enfrentar al poderoso equipo del Real Madrid, de España, y le hizo un gol a Rogelio Domínguez, considerado entonces como uno de los mejores porteros del mundo. El marcador final fue de 4-2 en contra del Saprissa. El segundo tanto de los nacionales fue conseguido por Marvin Rodríguez.

Juan Ulloa se retiró de las canchas durante un partido entre Alajuela y Cartago en 1970, a la edad de 35 años, sin embargo la potencia de su remate todavía estremece el recuerdo del marco rival de la Liga Deportiva Alajuelense.

Welcome to Adobe GoLive 6